Paga hasta en 36 cuotas. Aprovecha la comodidad de financiación que te da tu banco Visa card MasterCard Black card American Express Black card

Visita la Capilla Sixtina: precios, boletas, trucos, horarios...

Visitar la Capilla Sixtina durante tu viaje a Roma es imprescindible, pero las aglomeraciones o las largas colas para conseguir las entradas pueden empañar la experiencia. Te cuento todo lo que debes saber para sacarle el máximo partido.

Carmen Navarro

Carmen Navarro

Lectura de 9 minutos

Visita la Capilla Sixtina: precios, boletas, trucos, horarios...

Los frescos de Miguel Ángel en la Capilla Sixtina | Pierre Voisin

La Capilla Sixtina congrega cada año a millones de visitantes, peregrinos, turistas y amantes del arte. Sin duda la calidad, la perfección y la dificultad de elaboración de sus espectaculares frescos la convierten en una obra digna de admirar. Si estás en Roma, prepara tu visita para disfrutar al máximo de una de sus mayores atracciones. ¡Toma nota!

1. Únete a una visita guiada para comprender bien todo lo que ves

Patio de los Museos Vaticanos | ©HarshLight
Patio de los Museos Vaticanos | ©HarshLight

Como toda obra de arte que se precie, la Capilla Sixitna se aprecia y se disfruta mucho más comprendiendo lo que ves, de la mano de un guía experto. Además de que te acompañará por los inmensos pasillos y te hará un tour guiado de los Museos Vaticanos, te explicará qué vas a ver en la Capilla Sixtina y por qué ha pasado a ser una de las obras más valoradas de la Historia del Arte en todo el mundo.

Aprovecharás mucho mejor el tiempo y sabrás hacia dónde dirigir la mirada para no perderte entre tantos detalles. La dificultad de su elaboración, la historia que hay detrás de su creación o la relevancia de la profundidad, los colores utilizados y la perspectiva empleada en la obra son solo algunos de los comentarios que harán que te lleves un gran recuerdo de tu paso por la Capilla Sixtina.

Además, podrás aprovechar para lanzarle al guía todas las dudas que tengas, curiosidades que te apetezca desvelar y recomendaciones para seguir disfrutando de tu visita al Vaticano.

Reserva tus entradas a la Capilla Sixtina

2. Cómo evitar aglomeraciones durante la visita

Capilla Sixtina llena de turistas | ©Nick Gray
Capilla Sixtina llena de turistas | ©Nick Gray

Si hay algo que puede empañar tu visita a la Capilla Sixtina es la gran cantidad de visitantes que se llega a acumular en su interior. Afortunadamente, ahora los accesos y el aforo están más limitados, cosa que te permitirá disfrutar de su belleza con mayor tranquilidad (y por supuesto, con total seguridad).

Aun así, lo más recomendable es siempre evitar las horas centrales del día e intentar acceder a primera hora de la mañana si eres madrugador o a última hora de la tarde, cuando muchos turistas internacionales ya están pensando en la cena. Ten en cuenta que durante los fines de semana y los días festivos suele haber una mayor afluencia de gente, así que si vas a estar varios días en Roma, intenta visitar la Capilla Sixtina entre semana.

Uno de los grandes trucos para visitar la Capilla Sixtina sacándole el máximo partido es uniéndose a un tour guiado Premium que tiene lugar a primera hora de la mañana, antes de que la propia Capilla abra sus puertas al público general. Pagarás un poco más que en las visitas guiadas regulares, pero la tranquilidad y el silencio de pasear por los Museos Vaticanos a esas horas es una experiencia única que hay que vivir una vez en la vida. Además, siempre podrás tomar un desayuno en la cafetería de los Museos para compensar el madrugón.

:::link|text=Reserva tus entradas a la Capilla Sixtina a primera hora|element=pa153:::

3. Consigue las entradas más baratas y saltándote las filas

Coliseo Romano | ©Ruben Ramirez
Coliseo Romano | ©Ruben Ramirez

Pese a que te guste improvisar durante los viajes, te animo a que planifiques tu visita y reserves tus entradas a la Capilla Sixtina con antelación: reservar las entradas con suficiente tiempo de antelación y por internet te permitirá saltarte las colas, que pueden llegar a ser kilométricas.

Ten en cuenta que actualmente los aforos están bastante restringidos, los grupos de las visitas guiadas también son más reducidos y encontrar entradas o tours guiados para el día y la hora que mejor te venga será mucho más fácil si reservas con tiempo. Además, comprando por internet podrás comparar precios, horarios y tarifas e incluso dispondrás de cancelación gratuita si tienes cualquier imprevisto durante tu viaje.

Otras opciones para ahorrar en tu visita a la Capilla Sixtina

La Capilla Sixtina es sin duda una de las grandes atracciones de la ciudad de Roma, pero también lo es el Coliseo. Y no creo que quieras marcharte de la Ciudad Eterna sin visitar ninguno de estos dos puntos clave, así que hay una opción para que compres la entrada combinada al Coliseo y el Vaticano y ahorres tiempo y dinero en ambas visitas. Podrás saltarte las colas al acceder a ambos monumentos y además irás acompañado por un guía en todo momento, que te explicará lo más relevante que no debes perderte en cada lugar.

Reserva tus entradas al Vaticano y al Coliseo

4. Horarios para visitar la Capilla Sixtina

Detalle del lateral de la Capilla Sixtina | ©Juan de Dios Santander Vela
Detalle del lateral de la Capilla Sixtina | ©Juan de Dios Santander Vela
  • La Capilla Sixtina abre todos los días a las 8:30 de la mañana
  • De lunes a jueves está abierta hasta las 18:30 de la tarde (aunque el último acceso se permite solo hasta las 16:30).
  • Los viernes y los sábados el horario es más extendido, ya que abre hasta las 22:30 (siendo el último acceso del día a las 20:30 horas).

Cuándo está cerrada la Capilla Sixtina

Pese a que la Capilla Sixtina abre todos los días de la semana, ten en cuenta que puede haber celebraciones religiosas durante el año que limiten el acceso a la Capilla durante ciertas horas o días concretos. Además, hay determinadas fechas clave en el calendario durante las cuales la Capilla permanece cerrada. Toma nota:

  • El día de Pascua
  • El día de San Pedro (29 de junio)
  • El día Navidad (25 de diciembre)
  • El 26 de diciembre (San Esteban)

Reserva tus entradas a la Capilla Sixtina

5. Cuidado con la cámara de fotos

La creación del hombre | ©pululante
La creación del hombre | ©pululante

Pese a que sí que está permitido hacer fotos sin flash en prácticamente todas las galerías de los Museos Vaticanos, las fotos en la Capilla Sixtina no están permitidas. Debes saber que hay personal de seguridad controlando que los visitantes no tomen fotografías (ni con flash ni sin él) debido a que la principal prioridad es mantener la delicadeza de los frescos de Miguel Ángel de la Capilla.

Sinceramente, no te recomiendo que estés pendiente de la cámara o de huir de la mirada de los guardas para tomar fotografías. La grandeza del lugar merece toda tu atención y en internet encontrarás miles de fotos de gran calidad que te permitirán tener un recuerdo de la Capilla o ver sus detalles cuando lo necesites.

6. Ten en cuenta que es un lugar de culto: cúbrete escote, hombros y rodillas

Viste de forma adecuada para visitar los lugares de culto | ©Anna Church
Viste de forma adecuada para visitar los lugares de culto | ©Anna Church

La Capilla Sixtina, como su propio nombre indica, es una capilla religiosa y por lo tanto, está considerada como lugar de culto. Para acceder a ella tendrás que cumplir con el código de vestimenta adecuado (hombros, rodillas y escotes deberán quedar cubiertos siempre durante la visita).

Si estás en Roma en temporada de verano y el calor te impide llevar manga larga, te recomiendo que lleves contigo un pañuelo, foulard o sudadera que te permita cubrirte los hombros -ten en cuenta que en el interior de los Museos Vaticanos no hace tanto calor como en la calle, así que no te preocupes por las altas temperaturas de la ciudad-.

Además de una vestimenta adecuada, tendrás también que guardar silencio durante tu paso por la Capilla y como comentaba anteriormente, las fotografías no están permitidas. En esta guía llena de consejos para visitar el Vaticano te doy algunas recomendaciones interesantes.

7. Qué vas a ver en la Capilla Sixtina

Disfruta de sus bella decoración | ©Richard Mortel
Disfruta de sus bella decoración | ©Richard Mortel

Lo primero que llamará tu atención es que la Capilla Sixtina es una gran sala diáfana de 40 metros de largo y 13 de ancho. A lo largo de sus paredes, pero sobre todo en su espectacular bóveda puedes contemplar más de 300 figuras distintas representadas en varios frescos que te dejarán con la boca abierta.

Estos frescos representan distintos relatos del Antiguo Testamento, pero sin duda la imagen que acapara todas las miradas es la de la Creación y la del Juicio Final. La mejor recomendación para apreciar todos los detalles es que intentes moverte por la sala y contemples las obras desde los distintos ángulos de la Capilla.

El colorido, el realismo, la proporción y la perspectiva de las imágenes, así como el dinamismo que transmiten, te atrapará desde el primer momento. Alrededor de la Capilla hay varios bancos pero su uso no está permitido para evitar aglomeraciones. Tómate el tiempo que puedas para apreciar esta obra de arte única en el mundo.

Reserva tus entradas a la Capilla Sixtina

8. Qué medidas de seguridad se toman en la Capilla Sixtina durante el Covid 19

Cumpliendo las medidas de seguridad | ©Gabriella Clare Marino
Cumpliendo las medidas de seguridad | ©Gabriella Clare Marino

Además de que el uso de mascarillas es obligatorio durante toda la visita a los Museos Vaticanos (Capilla Sixtina incluida), hay personal de seguridad controlando el aforo dentro de la Capilla Sixtina para que se pueda mantener en todo momento la distancia de seguridad.

Al acceder a los Museos, además, podrás usar los dispensadores de gel hidroalcohólico para lavarte las manos y es posible que vayan actualizando las condiciones de acceso a los Museos Vaticanos (el Gobierno Italiano está pendiente de aprobar la obligatoriedad de mostrar el Pasaporte Covid o certificado de vacunación para acceder a Museos y Atracciones en todo el país).

Los tours guiados también tienen un número de participantes limitado, así que no tienes por qué preocuparte, porque la organización ha tenido todo en cuenta para que las visitas a la Capilla Sixtina sean lo más seguras posible.

9. Cuánto tiempo necesitas para ver la Capilla Sixtina

Detalle del techo de la Capilla Sixtina | ©pululante
Detalle del techo de la Capilla Sixtina | ©pululante

Si la visitas junto a un grupo en un tour guiado tendrás unos 15 ó 30 minutos para recorrerla a tu aire y será suficiente para absorber lo más destacado de sus obras. Aun así, podrías pasarte horas en la Capilla Sixtina, no por su tamaño -es una sala relativamente pequeña en comparación de otras galerías dentro de los Museos Vaticanos-, pero el nivel de detalle de sus frescos es impresionante.

Si has comprado las entradas a los Museos Vaticanos y los estás recorriendo por tu cuenta, podrás detenerte un poco más de tiempo, pero ten en cuenta que el aforo dentro de la Capilla es limitado así que es posible que después de unos 30 minutos (siempre en función del número de personas que se encuentren allí dentro) puede que el personal de seguridad os pida que sigáis avanzando hacia las siguientes salas.

Debes saber que pese a que la visites con un tour guiado, durante el paso por la Capilla no podrás recibir las instrucciones del guía, ya que es obligatorio permanecer en silencio, así que antes de acceder os explicarán cuáles son los detalles a los que merece la pena prestar más atención para que le saquéis el máximo partido a la visita.

Reserva una visita guiada a la Capilla Sixtina

10. Qué ver después de visitar la Capilla Sixtina

Visita la cúpula de la Basílica de San Pedro | ©Clay Banks
Visita la cúpula de la Basílica de San Pedro | ©Clay Banks

Sin duda, debes completar la visita a la Capilla Sixtina recorriendo las principales galerías de los Museos Vaticanos. Para acceder hasta aquí habrás tenido que, o bien comprar la entrada de los Museos Vaticanos o bien unirte a un tour guiado. Aprovecha la inversión y empápate del arte de las principales estancias, como son las Estancias de Rafael, la Galería de los Mapas o la impresionante Galería de las Estatuas y Sala de los Bustos.

Además, también hay disponible un Museo Gregoriano Egipcio y Etrusco si te interesa esta etapa de la Historia del Arte. A tu paso por los Museos, además, podrás contemplar la famosa escalera helicoidal que te da la bienvenida al recinto, además de una plaza ajardinada donde encontrarás un pequeño kiosco con mesas para tomar algo al aire libre y poder reponer fuerzas antes o después de la visita.

Aprovechando que estás en la Ciudad del Vaticano, tampoco deberías perderte la Basílica de San Pedro y la subida a su espectacular subida a la Cúpula de San Pedro para tener las mejores vistas de Roma. Si te quedas con ganas de más, puedes leerte mi artículo sobre qué ver y qué hacer en el Vaticano para no dejar un rincón sin recorrer de este lugar tan especial en Roma.

Reserva tus entradas a la Capilla Sixtina